miércoles, 25 de junio de 2014

DION FORTUNE (CONTINUACIÓN)

 Soy de la opinión de que los ataques psíquicos son mucho más comunes de lo que se realiza1 generalmente, incluso por los ocultistas mismos. Ciertamente que el público general no tiene ninguna concepción en absoluto de la clase de cosas que son hechas por gente que tiene un conocimiento de los poderes de la mente humana, y se pone a trabajar para explotarlos. Estoy convencida de que este factor 1 N. del T.: El término realizar, traducido del inglés realize, se utiliza en esta obra en el sentido de comprender, caer en la cuenta. jugó una gran parte en el culto brujeril, y fue la causa real del horror y la detestación universales de la bruja. Estos poderes han sido conocidos siempre por los estudiantes de ocultismo, pero hoy en día son conocidos y usados por gente que estaría enormemente sorprendida de descubrir quiénes son sus compañeros practicantes. Mrs. Eddy, la fundadora de la Christian Science (Ciencia Cristiana) se tropezó con estos métodos empíricamente sin adquirir nunca un conocimiento racional en cuanto a su modus operandi.
Trató de enseñarlos de tal modo que sólo pudieran usarse para el bien, y su poder para el mal fuera ocultado; pero el que ella misma se percataba bien de sus posibilidades si se abusaba de ellos, está testimoniado por el temor a lo que llamó "Magnetismo Animal Malicioso", que ensombreció toda su vida. Los métodos de la Christian Science, con su disciplina estricta y cuidadosa organización, fueron desarrollados y explotados por innumerables escuelas y sectas del Movimiento del Nuevo Pensamiento. En muchos de los desarrollos se perdió de vista el aspecto religioso, y se convirtieron simplemente en un método de manipulación mental para fines puramente personales, aunque no necesariamente de modo deliberadamente malo. Sus exponentes anunciaban que enseñarían el arte de la venta, de hacerse dominante y popular en la sociedad, de atraer al sexo opuesto, de atraer hacia uno dinero y éxito. El asombroso número de estos cursos anunciados muestra su popularidad; en un número reciente de una revista americana conté anuncios para sesenta y tres cursos diferentes de diversas formas de poder mental. No serían tan populares si no consiguiesen resultados en absoluto. Consideremos algunos de estos anuncios, y veamos qué indican, leyendo entrelineas y extrayendo nuestras propias conclusiones. 

0 comentarios: